¿Por qué los frijoles con arroz son una combinación altamente nutritiva?

Frijoles y arroz son la combinación perfecta, un sencillo y económico plato que puede ser subestimado pero que tiene un gran valor nutritivo que los nutricionistas recomiendan

¿Por qué los frijoles con arroz son una combinación altamente nutritiva?
Los frijoles son ricos en nutrientes, bajos en grasas y de bajo índice glucémico.
Foto: Shutterstock

Los frijoles son una legumbre altamente nutritiva. La sencilla combinación de frijoles con arroz o “moros con cristianos” es una combinación ganadora que posiblemente hayas subestimado.

Las legumbres son ricas en proteínas, folato, fibra, hierro y fósforo. La Fuente de la Nutrición de Harvard señala que cuando se consumen como parte de una dieta balanceada rica en plantas, pueden ayudar a prevenir el desarrollo de diversas enfermedades cardiovasculares, mejorar la función inmunológica, favorecer la salud digestiva, prevenir la diabetes y la obesidad.

Desde los seis meses de edad, las legumbres hervidas pueden agregarse a alimentos preparados para niños de corta edad señala la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Además, los frijoles son ideales para las personas que tienen diabetes debido a que poseen un bajo índice glucémico, un bajo contenido en grasa y un alto contenido en fibra.

Una taza de frijoles proporciona 14.5g de proteínas. Se digieren lentamente y dan una sensación de saciedad.

¿Por qué los frijoles con arroz la combinación perfecta?

Combinar frijoles con arroz realza su valor nutritivo. Tanto los frijoles como los granos son proteínas incompletas, lo que significa que carecen de algunos aminoácidos esenciales. Juntos, se complementan entre sí, proporcionan  al organismo todos los aminoácidos esenciales necesarios y pueden reemplazar a las proteínas animales de alta calidad, publica Todays Dietitian.

La combinación de las legumbres con otros productos puede realzar su valor nutritivo y contribuir a asegurar que el organismo obtenga todos los aminoácidos necesarios.

Cuando se consumen frijoles en combinación con otros alimentos, como los granos, el valor nutricional de las legumbres es aún mayor ya que le facilita al organismo la absorción de hierro y otros minerales que contienen las legumbres, según explica la FAO.

Ir por el arroz integral

El arroz integral resulta una opción más saludable que el arroz refinado (arroz blanco). Ambos tipos de arroz te ofrecen energía, pero el arroz integral te aporta fibra, es más nutritivo, tiene un menor IG en comparación con el arroz blanco.

El arroz integral tiene un IG bajo en 55, mientras que el IG para el arroz blanco es más alto con un promedio de 64. Una dieta con alimentos de mayor IG está asociada con un mayor riesgo de diabetes tipo 2.

El arroz integral mantiene sus nutrientes intactos de manera natural. Mientras que el arroz blanco es sometido a un proceso en el que pierde fibra y otros nutrientes; posteriormente pueden agregarse de nuevo una parte de las vitaminas B y el hierro, en tal caso debe aparecer la palabra “enriquecido” en el empaque para indicar se hizo tal adición.

Otras combinaciones con frijoles que resultan convenientes e inconvenientes

Comer legumbres junto con alimentos ricos en vitamina C ayuda a que el organismo absorba mejor el hierro. Por ejemplo, añadir jugo de limón, tomate, brócoli o pimientos.

Es conveniente evitar beber té o café con los alimentos porque estas bebidas vuelven menos eficiente la absorción de hierro. Los taninos en estas bebidas pueden inhibir la absorción del mineral en un 60% y 39%, respectivamente. Incluso si se toman una hora después de comer, según publica la Revista Costarricense de Salud Pública.

Te puede interesar: