Ganan más por no trabajar: “culpan” a beneficios y cheques de estímulo por falta de empleados en restaurantes tras la pandemia en Nueva York

El gobierno de Biden "se disparó involuntariamente en el pie”, dicen al criticar el efecto contraproducente en la economía

Ganan más por no trabajar: “culpan” a beneficios y cheques de estímulo por falta de empleados en restaurantes tras la pandemia en Nueva York
Inversiones para garantizar la distancia.
Foto: Angela Weiss / AFP / Getty Images

Mientras muchos sueñan con un cuarto cheque de estímulo, otros advierten del grave efecto que los beneficios federales están causando en la recuperación del empleo y la reactivación económica, en lo que parece ser el final de la pandemia del coronavirus.

Políticos de oposición como el senador (R-Florida) Marco Rubio advierten que una gran cantidad de empresas no han podido contratar más personal debido a que “el gobierno les está pagando para que no vuelvan a trabajar”.

Como ejemplo local de la realidad contraproducente, varios restaurantes de NYC dicen estar afectados por la escasez de trabajadores y por ello no han podido reabrir a mayor capacidad, paso que se considera fundamental para revitalizar la economía y los ingresos fiscales, aminorados además por el éxodo poblacional, creando un círculo vicioso.

Mark Jaffe, de la Cámara de Comercio del Gran Nueva York, dijo a NY1 News que “se anima a muchos trabajadores con salarios bajos a quedarse en casa para maximizar sus beneficios”.

Philippe Massoud, director ejecutivo del restaurante libanés “Ilili”, en el distrito Flatiron de Manhattan, afirmó al New York Post que “no ha dejado piedra sin remover” en un esfuerzo por cubrir 15 puestos de trabajo, pero es difícil competir con los cuantiosos cheques de desempleo.

“Si tuviera un trabajo agotador y ganara $600 dólares a la semana y hubiera tenido la opción de ganar $600 y no romperme la espalda, la elección es obvia”, comentó Massoud. Y agregó que el plan para reactivar la economía devastada por la pandemia, incluso pagando entre $600 y $805 dólares en beneficios de desempleo estatales y federales por semana, ha fracasado en NYC.

“El gobierno se disparó involuntariamente en el pie”, dijo. “El plan de estímulo está siendo completamente socavado por el programa de desempleo”. Como ejemplo, dice que su restaurante en la famosa Quinta Avenida y East 27th Street sólo puede abrir al 50% de su capacidad, sin servicio de almuerzo, porque tiene poco personal. “El programa debe detenerse de inmediato… “Necesitamos animar a la gente a trabajar”.

“Bobby Van’s Steakhouse” tampoco ha podido abrir dos de sus cuatro restaurantes en Manhattan debido a la escasez de trabajadores, dijo el propietario Joseph Smith. “Sé que los $300 dólares [extra] se dieron con buenas intenciones… pero realmente no está funcionando de esa manera. Los camareros no quieren volver. Es un problema real”.

En septiembre el Concejo Municipal aprobó que los restaurantes de Nueva York podrían cobrar opcionalmente hasta 10% extra para ayudarlos a superar las pérdidas y gastos extras causados por la pandemia del coronavirusen relación a las remodelaciones para garantizar el distanciamiento social.