Afirman que Beyoncé y Jay-Z compraron un auto de $23 millones; sería el más caro del mundo

Se trataría del nuevo modelo de la firma Rolls-Royce: el convertible Boat Tail, que fue presentado en esta semana, el cual contiene un kit para picnic y un refrigerador doble

Jay Z y Beyonce.
Jay Z y Beyonce.
Foto: Mike Coppola / Getty Images

El fabricante británico de coches de lujo presentó el pasado viernes el Rolls-Royce Boat Tail, un vehículo de $20 millones de libras o $23 millones de dólares que ha establecido un nuevo récord como el coche más caro y del que solo se fabricarán tres unidades.

Aunque en teoría la identidad de los compradores permanecerá en secreto, varias fuentes del sector han asegurado que Beyoncé y Jay-Z se han hecho con el primero de estos deportivos descapotables inspirados en el ya descatalogado Phantom Drophead y cuya trasera imita a la de un yate.

El diseño en general del automóvil está pensado para que se utilice en las carreteras de la Costa Azul, que Jay-Z y Beyonce visitan con regularidad y donde, de ser ciertos los rumores, podrán disfrutar de picnics al aire libre gracias al sistema de almacenaje para botellas y comida -incluido un compartimento solo para el caviar- que se encuentra en el maletero.

El Boat Tail viene incluso con una nevera capaz de enfriar hasta los seis grados, que casualmente es la temperatura a la que se recomienda servir el champán Armand de Brignac, el favorito de la pareja, cuyo precio asciende a algo más de $75,000 dólares la botella. También se ha incluido un compartimento para guardar dos mesitas con sus respectivos taburetes y una sombrilla.

Por el momento ni la cantante ni el rapero han confirmado si se han convertido en los orgullosos dueños de estos descapotables de cuatro plazas personalizados que han requerido cuatro años de trabajo, dedicando una increíble atención hasta el más mínimo detalles para diseñarlos y fabricarlos en estrecha colaboración con los clientes que querían un coche único.