Plan de Biden contra COVID-19 para el 4 de Julio peligra ante menos personas aceptando la vacuna

La aplicación de la inmunización bajó de 3.3 millones al día a un millón, pero expertos consideran que la meta del presidente sigue siendo realista, aunque dependerá de que las tasas de aplicación se mantengan

Plan de Biden contra COVID-19 para el 4 de Julio peligra ante menos personas aceptando la vacuna
El presidente Biden busca que el país llegue a "cierta normalidad" el 4 de Julio.
Foto: Al Drago/EPA/Pool / EFE

El presidente Joe Biden quiere que para el 4 de julio el 70% de los adultos en Estados Unidos estén completamente vacunado contra COVID-19, pero todavía faltan 18 millones de personas para lograr ese porcentaje, al tiempo que menos gente está acudiendo a recibir la inmunización.

Los recientes datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) indican que más de la mitad de los estadounidenses han recibido al menos una dosis de vacuna Pfizer o Moderna o la dosis única de Jonhson & Johnson.

Sin embargo, la tasa de vacunación bajó en las últimas semanas, al pasar de 3.3 millones de personas diarias vacunadas, a un millón.

Eso aunado a que una reciente encuesta de Gallup indica que el 78 por ciento de las personas que no quieren vacunarse no cambiarán de opinión.

“Entre los que no planean vacunarse, el 78% dice que es poco probable que reconsideren sus planes, incluido el 51% que dice que ‘no es probable que’ cambien de opinión y se vacunen”, indica el reporte. “Eso deja a uno de cada cinco adultos reacios a las vacunas abiertos a reconsiderar”.

El análisis señala que el plan del presidente Biden todavía es alcanzable, pero se lograría si la mitad del 12 por ciento de las personas que dicen que se vacunarán realmente lo hacen antes del Día de la Independencia.

“Con el 64% ya vacunado, ese objetivo parece estar al alcance si la mitad del 12% que planea vacunarse lo cumple, incluso si ninguno de los que no planean vacunarse cambia de opinión”, expone el reporte.

La Administración Biden ha intentado alentar la vacunación de distintas formas, incluso los gobiernos estatales se han sumado a esos esfuerzo, como ofrecer cuidado infantil gratuito o viajes aéreos gratuitos y boletos gratuitos para eventos, además de premios de lotería de diferentes cantidades, bonos de ahorro, boletos gratuitos para parques de diversiones y licencias gratuitas de caza y pesca.

“Los datos de Gallup sugieren que el límite máximo de vacunación podría ser de aproximadamente el 80% de los adultos estadounidenses”, se reporta.

William Galston, investigador principal de estudios de gobernanza en Brookings Institution, consideró que el objetivo aún es alcanzable.

“Es lo que se conoce en la comunidad empresarial como un ‘objetivo ambicioso’. Si la administración está muy bien organizada y enfocada, hay muchas posibilidades de que puedan llegar allí”, dijo a The Hill.

Los esfuerzos de la Administración Biden para acercar las vacunas han ido en varias direcciones, incluso acuerdos con aplicaciones de citas para que éstas ofrezcan incentivos a sus miembros vacunados.

También ha habido una inversión importante en comunidades alejadas y espacios comunitarios que permitan aplicar la inmunización.