DACA cumple 9 años sin acuerdo bipartidista para proteger a ‘dreamers’ en forma permanente

Hasta ahora solamente cinco republicanos se han sumado para aprobar la Ley de Sueño y Promesa que daría la ciudadanía a 4.5 millones de indocumentados, incluidos los jóvenes protegidos bajo la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia

DACA cumple 9 años sin acuerdo bipartidista para proteger a ‘dreamers’ en forma permanente
Más de 780,000 jóvenes están protegidos por DACA.
Foto: Drew Angerer / Getty Images

Rubén Cohetzaltitla, Diana Hernandez y Leydy Rangel son algunos de los 780,000 ‘dreamers’ que han evitado la deportación y han logrado continuar sus estudios y trabajar, gracias a que hace nueve años el presidente Barack Obama creó la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).

Sin embargo, estos inmigrantes que fueron traídos por sus padres a Estados Unidos a temprana edad deben renovar sus permisos cada dos años, lo que implica invertir tiempo y dinero, en medio de la promesa de congresistas por aprobar una reforma migratoria que les permita el camino a la ciudadanía.

Rubén expresó que, aunque DACA le proporciona “cierta certeza”, sigue el temor a perder la protección, lo cual podría terminar con una decisión del Congreso. Él y su familia son granjeros en el estado de Washington.

Diana y Leydy incluso fueron parte del grupo selecto de seis ‘dreamers’ que se reunió en la Casa Blanca con el presidente Joe Biden, quien ha expresado su respaldo para otorgar la ciudadanía. El mandatario expresó su intención a representantes y senadores durante su primer discurso, al pedirles que aprobaran “al menos” la protección a estos inmigrantes.

Aunque los demócratas tienen mayoría en el Congreso, ésta es mínima, lo que obliga a un acuerdo bipartidista con 10 republicanos seguros de votar a favor de la Ley de Sueño y Promesa (American Dream and Promise Act), la cual ya fue aprobada en la Cámara de Representantes y espera su turno en el Senado, donde no hay consenso.

De este modo, los ‘dreamers’ llegan a un aniversario más del programa creado por Obama que les dio cierta protección, con poca certeza de una reforma migratoria, aunque con esperanza de que este año la situación cambie.

“El Senado tiene un camino que podría lograr la legalización para estos grupos, ‘dreamers’, trabajadores agrícolas y portadores de TPS, y eso sería utilizando la estrategia de 51 votos o el proceso de Reconciliación”, dijo Rangel en un foro organizado por la Fundación UFW, que defiende a trabajadores agrícolas.

Ángel Rodríguez, un ‘dreamer’ estudiante de la Universidad de Houston, destacó los beneficios de DACA, pero consideró que tener la ciudadanía le daría mayor seguridad y certeza, así como la apertura a otras oportunidades.

“(Sin una reforma) tendré que trabajar en las sombras en trabajos que no requieren un número de seguro social y recibir salarios bajos en comparación con mi historial”, expresó.

Los demócratas, como los representantes Raúl Ruiz (California), presidente del Caucus Hispano del Congreso, y Joaquín Castro (Texas), han adelantado que se prepara un camino para que haya un cambio a través de la Reconciliación, en caso de no lograr el apoyo republicano, para lo cual sustentarán los argumentos en los beneficios económicos para el país en cuatro escenarios para proteger a inmigrantes indocumentados.

Construimos el caso para nuestros colegas de ambos partidos… de la importancia de aprobar esto de una forma… y los beneficios para los estadounidense al aprobar una reforma migratoria“, dijo Castro en un foro del Center for American Progress.

El senador Dick Durbin (Illinois) –quien presentó la propuesta con el republicano Lindsey Graham (Carolina del Sur)– adelantó a la agencia Efe la semana pasada que hay al menos cinco o seis republicanos que respaldan la Ley de Sueño y Promesa, es decir, faltarían pocos votos para alcanzar los 60 sin tener que aplicar el proceso de Reconciliación.

Este jueves, el Comité Judicial del Senado, que preside Durbin, tuvo una audiencia con ‘dreamers’, pero el evento concluyó sin una ruta concreta al respecto.

La vicepresidenta Kamala Harris se reunió esta tarde a puerta cerrada con ‘dreamers’ para evaluar las opciones, para presionar al Congreso a aprobar la Ley de Sueño y Promesa.

Aumenta presión

Empresarios, activistas y defensores de inmigrantes coinciden en la urgencia de aprobar una protección permanente para los ‘dreamers’, la cual sería también para portadores de TPS y aquellos con acciones diferidas (DED).

Se estima que cerca de 4.5 millones de inmigrantes indocumentados podrían ser beneficiados con esa reforma, según el Migration Policy Institute (MPI).

Woody L. Hunt, presidente senior de la junta directiva de Hunt Companies Inc. y copresidente de ABIC destacó que los ‘dreamers’ generan consenso entre los distintos sectores y destacó sus aportes, confirmados durante la pandemia de COVID-19, donde han sido trabajadores esenciales, ya sea en hospitales, educación y servicios de alimentos o emprendedores.

“Es hora de poner fin a la incertidumbre sobre su frágil situación y brindar tranquilidad a sus empleadores, colegas, clientes y vecinos”, expresó.

Gris Bailey, presidente y director ejecutivo de la Cámara de Comercio Latinoamericana de Charlotte (LACCC), consideró que es momento de que los congresistas demuestren “bipartidismo”.

“La legalización de ‘dreamers’, titulares de TPS y otros servirá como bujía para reiniciar la economía de EE.UU.”, expresó.

Bridgette Gomez, directora de campaña de la campaña We Are Home, formada por varias organizaciones reconoció también que DACA ha mejorado la vida de miles de personas, pero se necesita una solución permanente, a fin de terminar los ataques que recibe el programa. Cabe recordar que el expresidente Donald Trump canceló el programa, pero la Corte Suprema lo obligó a mantenerlo.

Greisa Martinez Rosas, directora ejecutiva de United We Dream, una de las organizaciones que han estado al frente de la lucha a favor de los “soñadores” consideró que era momento de hacerlos dejar padecer, pues tras enfrentar deportaciones, finalmente tuvieron una protección, pero que no es permanente y sigue en riesgo.

“Mientras hablamos, los republicanos están liderando una demanda en Texas para poner fin a DACA, mientras sus aliados en el Senado continúan reteniendo proyectos de ley de ciudadanía”, expresó. “Los demócratas no pueden permitir que los republicanos impidan que se produzcan avances este año. Los demócratas pueden y deben liderar por sí mismos en el proceso de Reconciliación”.

La historia

>> En 2012, la Administración Obama-Biden creó el programa DACA.
>> En 2017, la Administración Trump-Pence ordenó terminar con la protección a ‘dreamers’.
>> En 2020, la Corte Suprema ordenó mantener el programa.
>> A finales del 2020, el Departamento de Seguridad Nacional hizo cambios a DACA, para reducir el permiso a un año.
>> En 2021, el presidente Biden retornó el programa como fue creado en 2012.
>> En mayo de este año la Cámara de Representantes aprobó la Ley del Sueño y Promesa, pero espera su turno en el Senado.