Logran acuerdo en el Concejo para aprobar ley que permitirá a residentes legales votar en elecciones locales de NYC

La propuesta legislativa dará el derecho a quienes tengan la 'Green Card' o un permiso de trabajo, sufragar en procesos electorales municipales para escoger autoridades locales

Más de 50 coaliciones celebraron este jueves en la Plaza Corona en Queens.
Más de 50 coaliciones celebraron este jueves en la Plaza Corona en Queens.
Foto: Fernando Martínez / Impremedia

Este jueves hubo razones para celebrar en la plaza de Corona, en Queens, en el corazón de uno de los vecindarios de la Gran Manzana que está mayoritariamente conformado por comunidades inmigrantes, ya que el Concejo Municipal logró un acuerdo mayoritario para aprobar la ley 1867 que permitirá a quienes tengan una tarjeta de residencia permanente (‘Green Card’) o un permiso de trabajo, votar en procesos electorales municipales para escoger autoridades locales.

La coalición Nuestra Ciudad, Nuestro Voto (OCOV) integrada por más de 60 organizaciones de base comunitaria y de defensa de los derechos de los inmigrantes, las cuales venían empujando esta iniciativa legal desde hace décadas, calculan que la iniciativa dará “voz y voto”, a por lo menos un millón de inmigrantes que todavía no son ciudadanos estadounidenses.

“Estamos ya cerca de vencer años de injusticia. En tiempos de recuperación pandémica es muy emocionante saber que nuestros legisladores locales están solo a un paso de construir más democracia y dar oportunidad en elecciones futuras a miles de inmigrantes que trabajan, son dueños de pequeños negocios y pagan millones en impuestos. Ahora, tendrán voz en el rumbo de esta ciudad, que también es suya”, manifestó Murad Awawdeh, director ejecutivo de la Coalición de Inmigrantes de Nueva York (NYIC).

El presidente del Concejo Municipal Corey Johnson  y 34 concejales, lograron un acuerdo para dar luz verde a la aprobación del anteproyecto introducido por el concejal dominicano Ydanis Rodríguez en enero del 2020, el cual expandiría el derecho a sufragar a los residentes legales en la ciudad de Nueva York, una opción que hasta ahora solo la tienen los ciudadanos.

“Queda claro que en una ciudad de inmigrantes, ahora miles serán tomados en cuenta para comicios en donde están en juego liderazgos locales, cercanos a la gente. Pero hay que aclarar, no para elecciones presidenciales o de representantes al Congreso. Este un gran logro para nuestras comunidades”, aclaró Rodríguez.

El concejal de origen dominicano destacó que los patrocinantes de la nueva norma próxima a ser aprobada, están apegados a mandatos constitucionales que establecen que en procesos electorales de carácter local como elecciones de alcaldes, contralores, presidentes de condados, defensores públicos y concejos municipales, cada ciudad tiene potestad de adecuar sus códigos electorales.

El concejal dominicano (a la derecha) Ydanis Rodríguez introdujo la ley en 2020. (Foto: F. Martínez)

Decidir sobre el futuro de NYC

El concejal de origen ecuatoriano, Francisco Moya, uno de los patrocinantes de proyecto de ley, compartió que el avance de esta ley tiene una significación especial también para líderes electos de padres inmigrantes, pues recuerda que en el 2011 cuando fue electo como asambleísta, ni siquiera sus propios padres pudieron acudir a votar por él.

“Estoy orgulloso de haber trabajado en esta ley y de formar parte de un mayoría legislativa que le dará pronto voz a millones de inmigrantes que podrán decidir sobre el futuro de nuestra ciudad”, subrayó el legislador.

La ecuatoriana Milagros Zabala, de 55 años y residente de Corona, relató que siendo residente legal permanente, ha trabajado “incansablemente” tocando “puerta por puerta”, en campañas en donde han competido candidatos que ella siente pueden hacer una gestión positiva por las comunidades vulnerables. Pero siempre se ha quedado con la frustración de no sumar su voto.

“Tenemos a miles aquí que por alguna razón se le ha complicado el camino a la ciudadanía, o simplemente prefieren ser solo residentes, pero tienen sus papeles y pagan sus impuestos. Esa opinión es importante, pero en el caso de los hispanos ojalá que sea un estímulo a participar. Fíjate lo que logramos por tener representantes de las minorías en el Concejo”, acotó Zabala.

No es primera vez

El voto de los inmigrantes tiene precedentes en la ciudad de Nueva York y en otras ciudades del país. Antes de la Primera Guerra Mundial, los inmigrantes en muchos estados podían votar en las elecciones locales, estatales y hasta del Congreso, incluso cuando las mujeres y los negros no podían hacerlo.

Y en la ciudad de Nueva York, hasta que el sistema cambió por completo en el 2002, los residentes podían votar y formar parte de las juntas escolares locales.

Los críticos acérrimos de esta legislación han argumentado que este paso devaluaría la ciudadanía al eliminar uno de sus beneficios distintivos.  

El concejal de la minoría republicana del Concejo Joe Borelli, quien representa a partes de Staten Island, ha argumentado que “lo serio” es plantearle este tema a los votantes en un referéndum.

Entre tanto, el concejal Kalman Yeger de Brooklyn ha cuestionado que “no es progresista decirle a los residentes legales de los Estados Unidos que la ciudadanía no tiene valor”.

“Deberíamos alentar a los residentes legales a que se conviertan en ciudadanos, seguramente no deberíamos decirles que no se molesten en convertirse en ciudadanos de la mayor democracia en la historia del mundo”, subrayó en algunos debates recogidos por medios locales.

Los datos

  • 30 días al menos viviendo en la ciudad de Nueva York deben tener las personas para calificar, registrarse y votar según la reforma a este estatuto electoral de la ciudad.
  • 1,000,000 aproximadamente de residentes permanentes y beneficiarios de permisos de trabajo viven en los cinco condados de la Gran Manzana de acuerdo con datos de OCOV.