Niña de 11 años se habría contagiado de gonorrea en piscina de agua termal en Italia

La mejor viajó con su familia de vacaciones a Italia, en donde acudieron a un famoso sitio con piscinas de aguas termales, sin imaginar lo que viviría un par de semanas después

La pequeña viajó a Italia para visitar un famoso balneario de aguas termales.
La pequeña viajó a Italia para visitar un famoso balneario de aguas termales.
Foto: Shutterstock

Mucha sorpresa ha causado un caso publicado recientemente en la revista Journal of Medical Case Reports, en el cual se intenta prevenir a los padres de familia de cómo los menores de edad pueden contraer alguna infección de transmisión sexual en las piscinas.

En el artículo se describe el caso de una niña de 11 años que habría viajado de vacaciones con su familia a Italia y se habría contagiado de gonorrea en una piscina de aguas termales llamada “Espejo de Venus”, la cual se encuentra en la isla de Pantelleria.

Según los expertos que han estudiado el caso, la niña contrajo gonorrea por el agua, en donde previamente estuvo una persona infectada con esta enfermedad que generalmente se transmite vía sexual.

En el estudio también se dan detalles de lo que la niña vivió. 2 días después de haber estado en la piscina termal, comenzó a experimentar vuvlovaginitis, es decir ardor y malestar en la zona íntima que solamente fue tratada con una pomada.

Una semana después, al no sentir alivio, los padres llevaron a su hija al doctor cuando volvieron a su causa en Austria. El médico, al ver los síntomas, pidió que se le practicara una prueba de gonorrea a la menor, la cual increíblemente dio positivo. Otros miembros de la familia también se la realizaron y esta salió negativa.

Ante la ausencia de relaciones sexuales, el modo más común de transmisión de la bacteria, y dado que sus síntomas solo comenzaron durante sus vacaciones, concluyeron que debió provenir del agua de la piscina.

La niña fue tratada de inmediato con antibióticos y desde entonces se ha recuperado por completo.

Los autores del estudio indicaron que las piscinas en el borde del Espejo de Venus tienen una variedad de factores que permitieron la transmisión de Neisseria gonorrhoeae, la bacteria que causa la gonorrea. Describieron la piscina como casi estancada con una temperatura cercana al cuerpo, ligeramente ácida y que contiene material orgánico para ayudar a las bacterias a sobrevivir en el agua poco profunda.

La autora del estudio, la profesora Felicity Goodyear-Smith, dijo que el público debe ser consciente de los posibles peligros de compartir agua contaminada con infecciones de transmisión sexual en estos famosos lugares de vacaciones y que la administración de estas instalaciones debe garantizar la seguridad e higiene de las personas que las utilizan. Especialmente, cuando son jóvenes y particularmente susceptibles a este tipo de infección por gonorrea inusual.

Te puede interesar:

* ¿Qué tipo de virus, bacterias e insectos pueden vivir en las sábanas de tu cama (sin que tú lo sepas)?
* Reportan aumento en casos de clamidia, gonorrea y sífilis en Estados Unidos
* ¿Cómo se transmite sexualmente la gonorrea y cuáles son sus síntomas?