Siete horas, ni más ni menos: por qué esta es la cantidad óptima de sueño para la salud

¿Cuánto sueño necesita nuestro cerebro para funcionar correctamente a largo plazo? Un nuevo estudio proporciona una respuesta

¿Cuánto sueño necesita nuestro cerebro para funcionar correctamente a largo plazo?
¿Cuánto sueño necesita nuestro cerebro para funcionar correctamente a largo plazo?
Foto: Katniss12 / Pixabay

Varios estudios han demostrado que décadas de mal sueño pueden conducir potencialmente a un deterioro cognitivo, además de afectar el estado de ánimo y el comportamiento de las personas, no importando su edad.

Sin embargo, siempre se ha quedado una duda específica: ¿cuánto sueño necesita nuestro cerebro para funcionar correctamente a largo plazo? Un nuevo estudio, publicado en Nature Aging, proporciona una respuesta.

El sueño es un componente importante para mantener el funcionamiento normal del cerebro, mismo que se reorganiza y se recarga durante el sueño. 

Además de eliminar subproductos de desechos tóxicos y estimular el sistema inmunológico, el sueño también es clave para la “consolidación de la memoria”, durante la cual los nuevos segmentos de memoria basados ​​en nuestras experiencias se transfieren a la memoria a largo plazo.

Una cantidad y calidad de sueño óptimas nos permite tener más energía y un mayor bienestar. También nos permite desarrollar nuestra creatividad y pensamiento.

El sueño durante el desarrollo, es clave para la salud

Al observar a los bebés de tres a 12 meses de edad, los investigadores notaron que dormir mejor se asocia con mejores resultados de comportamiento en el primer año de vida, como ser capaz de adaptarse a nuevas situaciones o regular las emociones de manera eficiente.

Al observar a los bebés de tres a 12 meses de edad, los investigadores notaron que dormir mejor se asocia con mejores resultados de comportamiento en el primer año de vida. (Foto: Pixabay)

Estos son componentes básicos importantes para la cognición, incluida la “flexibilidad cognitiva” (nuestra capacidad para cambiar de perspectiva fácilmente), y están relacionados con el bienestar en la edad adulta.

Además, hay indicios de que, en adolescentes y adultos jóvenes, la falta de sueño puede estar asociada con cambios en la conectividad dentro de esta red. Esto es importante ya que nuestros cerebros aún están en desarrollo hasta la adolescencia tardía y la edad adulta temprana.

Por lo tanto, la interrupción de esta red puede tener efectos colaterales en la cognición, como interferir con la concentración y el procesamiento basado en la memoria, así como un procesamiento cognitivo más avanzado.

7 horas de sueño, la cantidad ideal para mantenernos sanos. (Foto: StockSnap/Pixabay)

La cantidad correcta de horas de sueño

Dicho estudio tuvo como objetivo comprender mejor el vínculo entre el sueño, la cognición y el bienestar. Se descubrió que tanto el sueño insuficiente como el excesivo contribuyeron al deterioro del rendimiento cognitivo de una población de casi 500,000 adultos de mediana edad a adultos. 

El hallazgo clave fue que siete horas de sueño por noche eran óptimas, pero más o menos tiempo que eso, trajo menos beneficios para la cognición y la salud mental. 

De hecho, se descubrió que las personas que dormían esa cantidad de tiempo se desempeñaban, en promedio, mejor en las pruebas cognitivas (incluida la velocidad de procesamiento, la atención visual y la memoria) que las que dormían menos o más. 

Las personas también necesitan siete horas de sueño constante, sin demasiadas fluctuaciones en la duración.

Dicho esto, todos respondemos de manera ligeramente diferente a la falta de sueño. Se descubrió que la relación entre la duración del sueño, la cognición y la salud mental estaba mediada por la genética y la estructura cerebral. 

Las regiones del cerebro más afectadas por la falta de sueño incluyen el hipocampo, bien conocido por su papel en el aprendizaje y la memoria, y áreas de la corteza frontal, involucradas en el control vertical de las emociones.

Si bien siete horas de sueño son óptimas para protegerse también contra la demencia, el estudio sugiere que dormir lo suficiente también puede ayudar a aliviar los síntomas de la demencia al proteger la memoria

Esto destaca la importancia de monitorear la duración del sueño en pacientes mayores con trastornos psiquiátricos y demencia para mejorar su funcionamiento cognitivo, salud mental y bienestar.


También lee:
· 5 alimentos y bebidas que debes evitar cenar para dormir mejor
· Qué es la reserva cognitiva y por qué debemos trabajar en ella para cuidar nuestro cerebro
· Cuál es la mejor hora para irte a dormir, según los expertos