Cae en Ohio miembro de MS-13 deportado 5 veces. Pelea con la novia lo condena

Juan Carlos Álvarez Robles se presentó como ciudadano de Estados Unidos a las autoridades

Cae en Ohio miembro de MS-13 deportado 5 veces. Pelea con la novia lo condena
Juan Carlos Álvarez Robles
Foto: CBP

Agentes la Patrulla Fronteriza y la DEA capturaron en Toledo, Ohio, a un presunto miembro de la MS-13 que fue deportado a México en cinco ocasiones.

El caso de Juan Carlos Álvarez Robles, de 38 años, se remonta a noviembre pasado cuando fue detenido por la Policía de Toledo cerca de un comercio después de que su novia lo dejara allí. La pareja había tenía una pelea minutos antes.

Según el Toledo Blade, el hombre dio un nombre falso (José Carlos Mayorga) a las autoridades cuando fue interrogado inicialmente. También dijo que era ciudadano de Estados Unidos. Al preguntarle por algunos de sus tatuajes, Álvarez-Robles dijo que cuando era más joven perteneció a los Varrio Locates 13 Watts, un pandilla asociada a la MS-13.

Relacionado: 50 años de prisión para pandillero de MS-13 por asesinato de una menor de 14 años

La interacción de la Policía y el sospechoso fue compartida con la Patrulla Fronteriza y la DEA, pero ninguna de las agencias pudo verificar la identidad del sospechoso.

Una nueva verificación con imágenes del Departamento de Seguridad Nacional reveló que se trataba de Álvarez-Robles. El hombre fue arrestado por falsificación el 30 de diciembre. Ese día volvió a presentarse como José Mayorga.

El hombre fue detenido la semana pasada luego de que sus huellas dactilares coincidieran con las de una orden deportación de 2014.

En su récord se incluyen arrestos por posesión y transporte de narcóticos, robo de auto y asalto a propiedad privada. Alguna vez fue arrestado por utilizar un número de Seguro Social usado por al menos otras 14 personas.

Relacionado: Megaoperativo en Nueva York logra arresto de casi 100 pandilleros de la Mara Salvatrucha o MS-13

“Aplaudo a todos los profesionales de las fuerzas del orden que trabajaron en este caso, lo que resultó en hacer de la ciudad de Toledo un lugar más seguro”, dijo Alan Booth, jefe de división de la Patrulla Fronteriza.

Las autoridades federales lo acusan de entrada ilegal al país y de personificar a un ciudadano de Estados Unidos.