5 cambios en tu rutina para mejorar los niveles de colesterol

El colesterol está relacionado con los problemas cardíacos. Hacer cambios en el estilo de vida será provechoso para mejorar la salud y reducir sus niveles en la sangre.

Grasas saludables que podremos mantener en nuestra dieta para controlar los niveles de colesterol
Grasas saludables que podremos mantener en nuestra dieta para controlar los niveles de colesterol
Foto: Shutterstock

Si los niveles de colesterol son altos es posible que con el tiempo llegues a tener problemas cardíacos. Es cierto que los medicamentos prescritos contribuyen a controlarlo; sin embargo, hacer cambios en la rutina es una buena opción para evitar alcanzar niveles altos de colesterol.

Pero a veces los cambios no son fáciles. Hay que ir paso a paso. Incluso, si ya estás tomando medicamentos, hacer estos cambios mejora sus efectos para reducir los niveles de colesterol. Los cambios que te explicaremos a continuación no son difíciles de aplicar.

1. Comer alimentos saludables y eliminar las grasas

Para mantener los niveles de colesterol controlados debes eliminar o en lo posible reducir el consumo de grasas saturadas y grasas trans. Este tipo de grasas se encuentran en las carnes rojas, lácteos y productos procesados.

Es preferible que consumas alimentos que contengan Omega-3, que se encuentra en los pescados y otros productos del mar. Si consumes fibra soluble, que se encuentra en la avena, las nueces y las semillas de linaza, se reducirá la absorción de grasa en el organismo.

salud cardíaca
Evitar grasas saturadas y trans, permitirá mantener el colesterol en niveles saludables. Foto: Shutterstock

2. Aumentar la actividad física

La actividad física constante puede aumentar el llamado colesterol bueno. Dependiendo de la capacidad física, puedes hacer ejercicio 5 días a la semana con una intensidad moderada. Con tan solo 30 minutos al día de ejercicios anaeróbicos será suficiente para mantenerte en forma.

Si sufres de alguna condición cardíaca, lo primero que debes hacer es consultar con tu médico qué tipos de actividades físicas puedes realizar y por cuánto tiempo. En estos casos, puedes dedicarle 20 minutos durante 3 días a la semana. Puedes hacer ejercicio incluso en intervalos cortos, como subir las escaleras, o ir en bicicleta al trabajo o hacer un paseo por el parque.

3. Elimina el cigarrillo

Los beneficios de dejar de fumar se producen casi de inmediato. Por ejemplo, a los 20 minutos de haber dejado el tabaco, tanto la frecuencia cardíaca como la presión arterial se recuperan del pico que fue producido por el cigarrillo.

Después de 3 meses, la función pulmonar y la circulación de la sangre comienzan a tener una mejoría; después de un año, el riesgo de sufrir una enfermedad relacionada con el corazón se reduce a la mitad  del riesgo de alguien que mantiene este hábito.

Todo esto, obviamente, favorece en mantener el colesterol de alta densidad, o colesterol bajo, en orden.

4. Baja de peso

Tal vez este sea un verdadero desafío, pero si te alimentas bien y dejas de consumir alimentos con azúcar o grasas, y mantienes una rutina de ejercicio, podrás lograrlo. Algo que te ayudará a controlar la ansiedad en esos momentos en que quieras comer, consume frutas.

Realiza actividades que mantengan tu mente ocupada, como salir a pasear, practicar algún hobby, como la jardinería o la pintura, o alguna otra cosa que te ayude a no pensar en comida.

5. Reduce el consumo de alcohol

Consumir alcohol en exceso crea serios problemas, como la hipertensión arterial, insuficiencia cardíaca y accidentes cerebrovasculares. Por eso, es mejor consumirlo de forma moderada.

Puede que tu médico te prohíba consumir bebidas alcohólicas si sufres de colesterol. En estos casos, es mejor seguir la recomendación del especialista. Así, con estos consejos y siguiendo la orientación médica, podrás tener una mejor calidad de vida.

También te puede interesar:

Qué factores producen enfermedades del corazón en mujeres y cómo reducirlos

Cocinar con aceite de oliva disminuye el riesgo de infartos y mejora la salud cardiovascular

4 verduras recomendadas por la ciencia para una buena circulación y salud del corazón

Remedios ancestrales: Jengibre, ajo y miel, poderoso tónico para disminuir el colesterol alto