Una trabajadora del deficitario Metro de Nueva York recibió pago extra de $79 mil dólares por error y no debe devolverlo

Al menos ocho supervisores fallaron al no notar el caso de la empleada, que laboraba desde una oficina de MTA

Una trabajadora del deficitario Metro de Nueva York recibió pago extra de $79 mil dólares por error y no debe devolverlo
Gerencia del Metro cuestionada.
Foto: Andrés Correa Guatarasma / Cortesía

Aunque la Autoridad Metropolitana de Transporte (MTA) de Nueva York lleva años en un déficit que se ha agravado dramáticamente con la pandemia, pagó casi $79 mil dólares por error a una de sus trabajadores de escritorio por “sobretiempo” (OT) y traslados.

Más insólito aún, el error no sucedió una vez, sino durante tres años hasta ser descubierto que se había pagado esa cifra total. La trabajadora no era elegible para ese beneficio y nadie en la gerencia se dio cuenta, según un nuevo informe del organismo de control de la propia agencia.

La inspectora general de la MTA, Carolyn Pokorny, dijo que no menos de ocho supervisores fallaron al no notar el sobretiempo de la empleada no identificada, lo que le permitió ganar ese dinero en violación de su contrato y las políticas de la agencia que prohíben las horas adicionales para los trabajadores de oficina.

“Malgastar el dinero de los contribuyentes en horas extras innecesarias y tiempo de viaje es bastante malo, pero que varios supervisores de la MTA hayan supervisado tan poco que realmente lo aprobaron, es simplemente incorrecto”, dijo Pokorny en un comunicado.

Una orden de la MTA en 2019 para investigar a los que ganan mucho tiempo extra descubrió el pago inadvertido de la mujer, pero ninguno de sus gerentes asumiría la responsabilidad, dijo la Inspectoría General (IG).

Las entrevistas realizadas por los investigadores de IG revelaron que la mujer había sido autorizada verbalmente por su supervisor inmediato para trabajar una o dos horas adicionales por día en su escritorio, a pesar de que la MTA generalmente no permite OT para el trabajo de oficina.

La mujer ganó $42,868 dólares en pago adicional por los turnos de OT, que duraron seis meses, desde el 8 de noviembre de 2018 hasta el 23 de marzo de 2019. Los investigadores también descubrieron que había recibido otros $37,021 en “tiempo de viaje” ilegítimo para trasladarse hacia y desde su lugar de trabajo. Según su contrato, ella sólo debería haber recibido tales pagos durante sus primeros dos meses trabajando en el sitio, dijeron los investigadores, citó New York Post.

Peor aún, la empleada no fue sancionada por las violaciones, que los investigadores de IG atribuyeron a sus gerentes y la falta de políticas y protocolos efectivos para hacer cumplir las reglas de la MTA, y de hecho se quedará con el dinero.

Desde entonces, MTA ha requerido que todos los casos de sobretiempo tengan la aprobación explícita de un superintendente general o superior, según el informe de IG.

“La MTA ha abordado agresivamente las horas extra e implementó nuevos controles para aumentar sustancialmente la supervisión y la responsabilidad, lo que resultó en una disminución de casi un cuarto de mil millones de dólares desde 2018 y la implementación de un plan de cinco años para reducir los costos de las horas extra en casi $1 mil millones”, dijo la representante de MTA Meredith Daniels en un comunicado.

También te puede interesar