Un histórico Christian Pulisic se corona campeón de la Champions con el Chelsea FC

Por segunda vez en la historia el Chelsea FC pudo levantar la UEFA Champions League, esta vez dirigidos por Thomas Tuchel y con el estadounidense Christian Pulisic en el campo

Momento en el que Azpilicueta levantó la segunda Champions del club.
Momento en el que Azpilicueta levantó la segunda Champions del club.
Foto: Getty Images

Nunca antes un jugador estadounidense había podido jugar la UEFA Champions League en la historia y Christian Pulisic tuvo debut victorioso cuando ingresó al minuto 66 en lugar de Werner. Chelsea FC venció 0-1 al Manchester City y se consagró nuevo rey de Europa por segunda vez en su historia.

En 2012 lo hicieron por la vía de los lanzamientos desde el punto penal contra el Bayern Munich, con un pletórico Drogba. Mientras que nueve años después la gran figura fue Kai Havertz con un golazo en el primer tiempo.

En los primeros 45 minutos se hizo justicia en el Estádio do Dragão de Oporto porque el Chelsea FC se fue arriba en el marcador gracias a una excelsa definición de Kai Havertz, alemán que no tenía goles en la Champions League hasta la final 2021 frente al Manchester City.

No es tener la pelota, es saber qué hacer cuando la tengas. Ese fundamento aplicó el equipo de Thomas Tuchel en la primer parte, que con un pase visionario de Mason Mount destrabó la pizarra al 43’. Apareció Havertz y en el mano a mano se sacó de encima a Ederson para mandarla a guardar.

Mendy jugó en corto con Chilwell, este vio el desmarque de Mount y se la dio para que el inglés hiciera el primer acto de magia de la tarde – noche: un pase entre los centrales para habilitar a Havertz. Fue la segunda asistencia en lo que va de torneo para el dorsal 19, figura total de la primera parte.

Segundo tiempo: Pulisic hizo historia

Guardiola necesitaba variantes y no tardó tanto tiempo en hacerlas. Eso sí, la primera fue obligada por un terrible golpe de Rudiger a Kevin De Bruyne al 60’, por eso ingresó Gabriel Jesús en lugar del capitán que se marchaba con lágrimas en sus ojos. Luego al 64’ Fernandinho tomó el lugar de Gundogan para ofrecer el equilibrio perdido.

Por el lado londinense, Christian Pulisic entró al 66’ en lugar de Timo Werner, quien era espectador de lujo en Oporto. El estadounidense se convertía en el primero de su nacionalidad en jugar una final de Champions League, y al 72’ tuvo en sus pies el posible gol para sentenciar la final tras una combinación de Kai Havertz.

La intensidad del City subió al punto de poner también en cancha al argentino Sergio ‘Kun’ Agüero, pero el gol estaba perdido del radar ciudadano. La férrea línea de cinco defensores de Tuchel triunfo, escudados por N’Golo Kanté como una de las principales figuras de la tarde – noche en Oporto.

La celebración del campeón de Europa

La alegría de Tuchel, la decepción de Guardiola y las lágrimas de Agüero marcaron parte de los festejos en la cancha del Porto FC.

Lee también: Asistencia de Christian Pulisic aseguró una final de Champions entre dos jugadores estadounidenses