Millones de vacunas de Johnson & Johnson expiran en Estados Unidos este mes y no saben qué hacer con ellas

Mientras países imploran por vacunas para inmunizar a su población contra el Covid-19, en EE. UU. no saben qué hacer con los millones de dosis que están a punto de caducar

Vacunas de Johnson & Johnson podrían terminar en la basura este mes.
Vacunas de Johnson & Johnson podrían terminar en la basura este mes.
Foto: Michael Ciaglo / Getty Images

Algunos países tienen problemas para dotar de vacunas a su población, pero otros como Estados Unidos no saben qué hacer con millones de dosis de vacunas contra el Covid-19 de Johnson & Johnson que expiran este mes.

El diario The Wall Street Journal publicó que mientras muchos países en desarrollo están desesperados por obtener las vacunas, en la administración Biden no han encontrado soluciones para administrarlas rápidamente o distribuirlas a tiempo a países extranjeros, de acuerdo con personas involucradas en el tema.

Con la pausa en abril de suspender temporalmente la administración de dosis de J&J para evaluar un riesgo de coágulos sanguíneos, los estados y proveedores acumularon grandes cantidades por la cancelación de citas de vacunación que luego no fueron reprogramadas.

Las vacunas de Pfizer Inc. y su socio BioNTech SE, así como Moderna Inc., expirarán hasta finales de verano. La vacuna de Pfizer caduca seis meses después de su fabricación, mientras que la de Moderna puede permanecer congelada hasta por seis meses. Pero la premura ahora es con las dosis de J&J que vencen este mes.

Entre los estados que reportan que tienen miles de dosis de J&J que están en esta problemática están Pensilvania, Virginia Occidental, Oklahoma y Arkansas.

Las instituciones de salud pública que ofrecen estas vacunas han organizado promociones especiales para usarlas antes de que se echen a perder. Algunos sistemas de salud los han redistribuido dentro y fuera de sus redes, y algunos estados las han redirigido a consultorios médicos, farmacias u otros estados.

El problema también se ha complicado porque se ha presentado una desaceleración de las vacunaciones en general en la nación y no ven demanda de más dosis.

J&J está estudiando si se puede extender la vida útil del producto. Pero por ahora el fabricante almacena las dosis congeladas hasta que el gobierno las envía a sus destinatarios, que es el momento en el que pasan a estado de refrigeración, en el que pueden permanecer hasta tres meses, antes de ser desechadas.

Todas las vacunas contra Covid-19 contienen información sobre su fecha de caducidad, que es determinada por los fabricantes en función de los datos de las pruebas que luego son aprobados por los reguladores. De acuerdo con los expertos en fabricación, las vacunas pueden funcionar aún después de las fechas de vencimiento, pero los datos al respecto eran limitados cuando se autorizaron las vacunas.

También te puede interesar:

Walmart regala medicinas y ofrece descuentos de hasta 85% para ganar suscriptores para Walmart +

ProPublica revela que millonarios estadounidenses pagan muy pocos impuestos contra el 14% que paga un ciudadano promedio

Apple pagó millonaria multa porque técnicos publicaron contenido de fotos íntimas de clienta que llevó a reparar su celular