Kim Kardashian y Kanye West se reúnen después de un largo tiempo sin verse

Una prudencial distancia ha pasado hasta que por fin Kim Kardashian se reunió con el padre de sus hijos, el rapero Kanye West, en un museo en San Francisco

Kim Kardashian y Kanye West se reúnen después de un largo tiempo sin verse
Kanye West y Kim Kardashian se reúnen después de un tiempo sin verse.
Foto: AFP PHOTO / PIERRE ANDRIEU / Getty Images

La estrella televisiva Kim Kardashian y el rapero Kanye West, quienes se encuentran sumidos en un hermético proceso de divorcio del que, por el momento, solo se sabe que ambos han optado por mantener intacta la custodia compartida de sus cuatro retoños, volvieron a verse las caras el pasado fin de semana para llevar a sus hijos: North, Saint, Chicago y Psalm, al Museo de Arte Asiático de San Francisco. Esta sería la primera vez que ambos se reúnen después de mucho tiempo distanciados y un largo espacio separados.

Según el portal de noticias E! News, que se ha puesto en contacto con fuentes del mencionado centro, tanto Kim Kardashian como Kanye West se reunieron después de haber pasado tiempo sin verse el uno al otro, a pesar de la hermosa felicitación que le envío Kim a Kanye. La ex pareja llegó junto a su prole unos minutos antes de que el museo abriera sus puertas al público para disfrutar de una exposición llamada ‘Teamlab: Continuity’, una instalación de vanguardia caracterizada por la digitalización inmersiva y artilugios sensibles al movimiento. Como se desprende de la descripción que aparece en la página web del museo, esta propuesta “transforma a los visitantes en participantes con galerías llenas de obras interactivas, que responden inmediatamente a la interacción humana”.

La familia se vio acompañada por varios guardaespaldas, de acuerdo con los mismos informantes, pero en ningún momento se requirió la presencia de niñeros o niñeras. Y es que los niños se comportaron perfectamente, embelesados como estaban con las maravillas tecnológicas que tenían ante sus ojos. Este es un gran paso en la buena comunicación que se espera Kanye West y Kim Kardashian tengan de ahora en adelante. Por fortuna, la familia Kardashian Jenner siempre se ha llevado muy bien con todos los ex de las integrantes del clan.

“Los pequeños estaban especialmente entusiasmados de estar allí, y la verdad es que todo el personal del museo acabó encantado con Kanye y Kim, que parecen llevarse muy bien. Los dos quisieron estar allí por los niños, ya que el museo tiene un ambiente muy familiar. Esta exposición concreta es ideal para los más pequeños, aunque los adultos también la disfrutan mucho. En cualquier caso, todos se lo pasaron en grande, fueron muy considerados y agradables”, ha explicado un confidente al citado medio.

En cuanto al supuesto romance entre la modelo Irina Shayk, en teoría habría mandado a Kanye West a la friendzone a pesar que Kim Kardashian ya dijo que sólo quiere que su ex y padre de sus hijos sea feliz. Por otro lado, el cantante interpretó  su canción Welcome to My Life en el lanzamiento de su disco Donda, en la misma compara su vida al lado de Kim Kardashian como una cárcel. Misma que interpretó recientemente en medio de lágrimas.