Asamblea Estatal de Nueva York proseguirá con informe sobre gobernador Cuomo, aunque su renuncia evitó juicio político

“La Asamblea continuará revisando la evidencia y emitirá un informe final, tomando todas las medidas apropiadas para garantizar que este esfuerzo no interfiera con varias investigaciones en curso" a Cuomo, dijo el líder legislativo, Carl Heastie

 Carl Heastie, presidente de la Asamblea Estatal de NY.
Carl Heastie, presidente de la Asamblea Estatal de NY.
Foto: Mariela Lombard/El Diario Nueva York

Aunque su renuncia a la gobernación hace una semana le evitó ir a un juicio político, el demócrata Andrew Cuomo no se salvó de que la Asamblea Estatal, dominada por su partido, prosiga en la multiple investigación que anhelan muchas de sus supuesta víctimas.

La Asamblea sí emitirá un informe público de los hallazgos de esa pesquisa, prometió ayer el presidente del órgano legislativo, Carl Heastie. “El Comité Judicial de la Asamblea continuará revisando la evidencia y emitirá un informe final sobre su investigación al gobernador Cuomo”, dijo el congresista demócrata de El Bronx, citado por New York Post.

“Al hacerlo, el comité tomará todas las medidas apropiadas para garantizar que este esfuerzo no interfiera con varias investigaciones en curso del Fiscal de Estados Unidos con respecto a los datos de los asilos de ancianos; (…) sobre las memorias del gobernador; y autoridades policiales locales en cinco jurisdicciones -Manhattan, Albany, Westchester, Nassau y Oswego- con respecto a posibles incidentes criminales de conducta sexual inapropiada“.

El anuncio de Heastie ayer llegó luego de ganarse fuertes críticas entre políticos y acusadores de Cuomo, al decir el viernes que se suspendería el procedimiento de juicio, aumentando la incertidumbre y confusión en el complejo caso contra el gobernador saliente.

Ese día, los abogados de la Asamblea concluyeron que la constitución de Nueva York no les permitía actuar para acusar a un funcionario que ya había renunciado a su cargo, según argumentó Heastie. De inmediato, varias de las víctimas y algunos legisladores dijeron estar sorprendidos por el anuncio, y muchos presionaron para continuar la investigación, aunque fuese sólo para producir un informe público.

Más tarde, el mismo viernes, en una entrevista con “Capital Tonight” News 1, Heastie negó los rumores de que había detenido la investigación como parte de un acuerdo con Cuomo. 

Los que buscaban el juicio político esperaban que una eventual sentencia le impidiera a Cuomo postularse nuevamente a otro cargo público. Además de las acusaciones de acoso sexual, la investigación de la Asamblea está examinando si había mentido sobre el manejo de las muertes masivas de ancianos durante la crisis del coronavirus, y abusado de los recursos del gobierno al hacer que empleados estatales ayudaran a producir y promover su libro autoalabándose por su gestión en la pandemia, que vendió a Corona Publishing Group por $5,1 millones de dólares.

También se busca saber si encubrió problemas de seguridad en el “Mario M. Cuomo Bridge”, que reemplazó al tradicional nombre Tappan Zee para honrar a su fallecido padre, quien también fue gobernador de Nueva York (1983-1994).

Cuomo renunció a la gobernación el 10 de agosto, exactamente una semana después de que un informe independiente de 168 páginas presentado por su otrora aliada, la fiscal general Letitia James, concluyese que había acosado sexualmente o manoseado a 11 mujeres, incluidas varios empleadas estatales, lo que él ha negado desde que estalló el escándalo en la primavera.

Con o sin juicio político, el futuro de Cuomo sigue siendo incierto. Al menos cinco fiscales de distrito, en Manhattan y Albany, así como en los condados Nassau, Westchester y Oswego, están investigando las acusaciones contenidas en el informe de acoso sexual de la procuradora James.

Y Brittany Commisso, una de las 11 mujeres a las que, según ese informe Cuomo acosó, presentó una denuncia en su contra ante la Oficina del Alguacil del condado capitalino, Albany.

Sin olvidar que el FBI y la Fiscalía de Brooklyn están investigando a Cuomo y su gobierno por el manejo de las muertes masivas de ancianos durante la crisis del coronavirus, luego de que su entonces asistente principal Melissa DeRosa admitiera a los legisladores demócratas que los funcionarios habían encubierto el número total de fallecidos por COVID-19 en asilos.

Tras la dimisión de Cuomo, el próximo 24 de agosto la vice gobernadora Kathy Hochul se convertirá en la primera mujer al frente del ejecutivo regional en la historia de de Nueva York. Le toca completar automáticamente el período hasta el 1 de enero de 2023, pero también puede optar a ser electa por sí misma.