Uber Eats, Grubhub y DoorDash demandan a New York por límites de tarifas

Diferencias entre aplicaciones de entrega de alimentos con los reguladores se intensifican por el aumento generado durante la pandemia; enfrentan límites de comisiones y otras reglas que amenazan su crecimiento

Las compañías de delivery de alimentos dicen que el tope de tarifa establece un precedente peligroso.
Las compañías de delivery de alimentos dicen que el tope de tarifa establece un precedente peligroso.
Foto: BEN STANSALL / Getty Images

Las aplicaciones DoorDash Inc., Grubhub Inc. y la división Uber Eats de Uber Technologies Inc., presentaron una demanda en contra de la ciudad de New York por limitar la cantidad de comisiones que las aplicaciones pueden cobrar a los restaurantes por usar sus servicios, publicó The Wall Street Journal.

Las compañías presentaron la demanda en un tribunal federal de New York este jueves, argumentando que el límite de tarifas es perjudicial y constituye una extralimitación del gobierno. El límite de tarifas les ha costado a las empresas cientos de millones de dólares hasta julio, según se especifica en la acusación.

Las empresas señalan que un límite permanente probablemente hará que deban reescribir los contratos con los restaurantes, reduzcan el marketing en la ciudad y aumenten las tarifas para los consumidores.

Las empresas de entrega de alimentos están procediendo para evitar que New York haga cumplir la orden de tope de tarifas adoptada el mes pasado, daños monetarios y un juicio con jurado.

La demanda de Uber Eats, Grubhub y DoorDash se da en un marco caracterizado por un mayor escrutinio por parte de los reguladores locales en todo Estados Unidos, luego de que la pandemia por Covid-19 impulsó una amplia demanda de los consumidores a las plataformas.

Una gran cantidad de restaurantes recurrieron a las aplicaciones de delivery para sobrevivir el año pasado, y algunas ciudades implementaron pautas sobre las tarifas para ayudarlos a mantenerse a flote.

Las empresas de entrega de alimentos buscan probar la ilegitimidad de los topes, alegando que son inconstitucionales e interfieren con los contratos negociados. “Si no se controla, la ordenanza establece un precedente peligroso”, aseguran los denunciantes.

Por su parte el concejal Mark Gjonaj, presidente del Comité de Pequeñas Empresas de la ciudad, afirmó que el consejo tiene la intención de seguir adelante con los límites de tarifas y otras regulaciones de los servicios.

Gjonaj es reconocido por su inclinación hacia una mayor supervisión de las aplicaciones, y este jueves comentó que: “Las leyes simplemente buscan traer justicia a un sistema que con demasiada frecuencia carece de ella”.

También te puede interesar:

Viajeros que se nieguen a usar mascarilla pagarán multas de hasta $3,000 dólares, dice TSA

Pop-it: cómo un mono desató la locura por comprar uno de los juguetes más vendidos (y más adictivos) del mercado

Covid: 20% más de empleados de Delta Airlines se vacunaron desde que les cobran $200 extra por sus seguros médicos