Hospital le cobró $300 mil dólares a una mujer por una cirugía, pero un tribunal decide que pague solo $1,300

La Corte Suprema de Colorado falló a favor de una mujer que esperaba pagar alrededor de $1,300 dólares por una cirugía de fusión espinal, pero un hospital le facturó más de $300 mil dólares que incluían cargos que nunca le dijo a la mujer que le podría cobrar

El hospital St. Anthony North Health Campus en Westminster le cobró $303,709 dólares en total a una mujer por una cirugía.
El hospital St. Anthony North Health Campus en Westminster le cobró $303,709 dólares en total a una mujer por una cirugía.
Foto: John M. Chase / Shutterstock

La Corte Suprema de Colorado falló a favor de una mujer que esperaba pagar alrededor de $1,300 dólares por una cirugía de fusión espinal, pero un hospital suburbano de Denver le facturó más de $300 mil dólares que incluían cargos que nunca le dijo a la mujer que le podría cobrar.

El fallo de esta semana a favor de Lisa French, quien se sometió a dos cirugías en 2014, sea alinea con la intención de muchos estados de EE.UU. y el gobierno federal que están intentando ayudar a reducir los costos de atención médica al restringir o eliminar la llamada facturación sorpresa y exigir una mayor transparencia de precios para los consumidores.

En una opinión unánime, los jueces de Colorado dictaminaron el lunes que los acuerdos que French firmó antes de la cirugía en el hospital St. Anthony North Health Campus en Westminster no la obligan a pagar los cargos adicionales, que se derivaron de una lista secreta de precios de servicios que no se le había revelado a la mujer.

French esperaba pagar $1,337 dólares de su bolsillo después de que su seguro médico cubriera el resto, creyendo que St. Anthony’s era un proveedor dentro de la red que cubría dicho seguro. Pero un empleado del hospital le proporcionó una estimación incorrecta después de que aparentemente leyó mal su tarjeta de seguro. Y es que, de hecho, el hospital no estaba dentro de la red, según informó ABC.

La factura de French fue de $303,709 dólares en total. Su seguro pagó aproximadamente $74,000 dólares de esa cantidad. Centura Health, que opera el hospital sin fines de lucro, demandó por obtener el resto del dinero.

Los abogados de Centura Health argumentaron que los acuerdos que firmó French especificaban que ella debía pagar todos los cargos del hospital, incluidos los precios de los servicios que el hospital mantenía internamente en ese momento.

Pero el tribunal dictaminó que French nunca estuvo de acuerdo con esos cargos, ya que no se mencionaron específicamente en los contratos.

Los jueces también declararon que una base de datos interna de dichos precios no refleja los costos de atención reales porque las compañías de seguros a menudo negocian una reducción de precios en tarifas que están dentro de la red.

El juez Richard Gabriel afirmó además que las tarifas internas del administrador del hospital se han vuelto cada vez más arbitrarias y han perdido cualquier conexión directa con los costos reales de los hospitales, reflejando, en cambio, tarifas infladas establecidas para producir una cantidad específica de ganancia para los hospitales después de tener en cuenta los descuentos negociados con aseguradoras privadas y gubernamentales.

En los últimos años, Colorado, California, Nueva York, Oregón y otros estados han promulgado leyes diseñadas para restringir o prohibir la facturación sorpresa de hospitales. El 1 de enero entró en vigor una ley federal, denominada ‘No Surprises Act’, que brinda protección al consumidor contra esta práctica.

También te puede interesar:
Family Dollar cierra instalaciones de Arkansas donde se encontraron más de mil roedores
Familia latina demanda por maltrato escolar: niño autista golpeado por un empleado en primaria de Nueva Jersey
McDonald’s y Wendy’s enfrentan demanda colectiva por tamaño real de sus hamburguesas