Papa Francisco afirma que la homosexualidad no es un delito “pero sí un pecado”

“Ser homosexual no es un crimen”, dijo el Papa Francisco en una entrevista, y agregó que Dios amaba a todos sus hijos tal como son

El Papa Francisco reconoció el apoyo de la comunidad LGBT dentro de la iglesia.
El Papa Francisco reconoció el apoyo de la comunidad LGBT dentro de la iglesia.
Foto: ANDREAS SOLARO/AFP / Getty Images

El Papa Francisco condenó las leyes “injustas” que criminalizan la homosexualidad en una entrevista con la agencia AP, y agregó que la Iglesia Católica Romana debería hacer más para poner fin a dicha legislación.

Francisco también mencionó que los obispos deberían dar la bienvenida a las personas LGBTQ en la iglesia, especialmente en aquellos países donde tales leyes existen.

Ser homosexual no es un crimen”, dijo Francisco en la entrevista, y agregó que Dios amaba a todos sus hijos tal como son. También llamó a los obispos que apoyan leyes que castigan o discriminan a la comunidad LGBTQ, que existen en más de cinco docenas de países en todo el mundo, a pasar por un “proceso de conversión” y en su lugar aplicar “ternura”, dijo, “como Dios ha hecho por cada uno de nosotros.”

Francisco citó el catecismo de la iglesia, que enseña que las personas LGBTQ no deben ser marginadas sino bienvenidas. Pero también dejó en claro que defendía la enseñanza católica que cree que los actos homosexuales, que la Iglesia católica considera “intrínsecamente desordenados”, son pecado.

“No es un crimen”, dijo Francisco sobre la homosexualidad durante la entrevista de 75 minutos realizada el martes en Santa Marta, el hotel del Vaticano al que llama hogar, y aunque la iglesia podría considerar ciertas relaciones como un pecado, agregó, “primero distingamos entre un pecado y un crimen.”

El Papa ha hecho del acercamiento a la comunidad LGBTQ uno de los pilares de su papado. (Foto: ANDREAS SOLARO/AFP via Getty Images)

“También es un pecado carecer de caridad unos con otros”, agregó Francisco.

El Papa ha hecho del acercamiento a la comunidad LGBTQ uno de los pilares de su papado. Solo unos meses después de su elección en 2013, dijo: “¿Quién soy yo para juzgar?” cuando se le preguntó durante un vuelo papal desde Brasil acerca de los sacerdotes que podrían ser homosexuales. 

En 2021, muchos en la comunidad LGBTQ criticaron a Francisco por un fallo emitido por la Congregación para la Doctrina de la Fe que prohibía a los sacerdotes bendecir uniones entre personas del mismo sexo, calificando cualquier bendición como “no lícita”. 


También lee:
· El público ahora puede visitar la tumba de Benedicto XVI en la Basílica de San Pedro
· El detalle del que todos hablan de la foto del cuerpo de Benedicto XVI
· Eduardo Verástegui destapa sus recuerdos con Benedicto XI