El problema que sigue para los miles de extranjeros con visas temporales que recibieron cheque de estímulo por error

Una firma preparadora de impuestos confirmó que tiene clientes de unos 129 países que recibieron cheques que no le corresponden
El problema que sigue para los miles de extranjeros con visas temporales que recibieron cheque de estímulo por error
Las visas H-2B están destinadas a trabajos temporales no agrícolas.
Foto: Getty Images

Muchos de los extranjeros que tenían visas temporales de empleo en Estados Unidos y les llegó erróneamente el cheque de estímulo de $1,200 dólares ahora temen que la situación les perjudique sus posibilidades de regresar al país así como agilizar procesos migratorios.

Los casos revelados esta semana por el medio NPR serían resultado de información presentada incorrectamente al Servicio de Rentas Internas (IRS) en la devolución de impuestos (con intención o sin).

El reporte de National Public Radio detalla que algunos de los que recibieron pagos que no le correspondían ahora están tratando de enmendar la información que posee el IRS en la que se identifican como residentes de Estados Unidos.

El miedo de estos contribuyentes es que, a raíz del envío del cheque, ahora sus visas estén en peligro, así como el proceso de aplicación para “green card” y su regreso a Estados Unidos.

“Yo estaba realmente sorprendido porque yo no estaba esperando ese dinero”, dijo un joven de 24 años natural de República Dominicana que pasó el verano pasado laborando en un deli en Cape Cod, Massachusetts.

“Yo no quiero ningún problema”, agregó el caribeño quien prefirió mantenerse en el anonimato.

Su antiguo casero le envío el cheque que el Gobierno de EEUU mandó al correo postal de la vivienda donde residía en el estado.

“Si ellos dicen que tengo que devolverlo, yo lo voy a devolver. Eso no es problema”, aseguró el dominicano.

Una firma preparadora de impuestos confirmó al medio que tiene clientes de unos 129 países que recibieron cheques que no le correspondían.

Muchas de estas personas son estudiantes universitarios, principalmente de Centro y Sur América, que viajaron a Estados Unidos por un periodo de tiempo limitado y trabajaron en empleos con bajos salarios.

Pero también destacan extranjeros originarios de Canadá, China, India, Nigeria y Corea del Sur.

Los recipientes que no son acreedores de la ayuda recibieron los fondos mediante depósito directo en los casos en los que el IRS posee su información. En otras instancias, como la del dominicano, el dinero fue enviado mediante cheque al lugar que estaba marcado como dirección postal. Algunos pagos se enviaron directamente a los países de procedencia de los empleados temporales.

Aunque no hay certeza de cuántos pagos fueron enviados a no residentes, el año pasado, la firma Sprintax realizó unas 400 devoluciones enmendadas a personas que se declararon residentes cuando no lo eran.

Al momento, la cifra asciende a 5,000; aproximadamente, un 5% de todas las declaraciones de impuestos federales procesadas por la compañía el año pasado.

Solo ciudadanos estadounidenses y extranjeros residentes son elegibles para recibir pagos de estímulo en virtud de la ley CARES.

“Extranjero residente” es también una clasificación para la presentación de impuestos federales. Para cualificar en dicha categoría, la persona debe contar con una “green card” o haber estado en el país por cierto periodo de tiempo.

El IRS aún no se ha expresado sobre estos casos.