Los pro y los contra de que un segundo cheque de estímulo llegue como tarjeta de débito

Unas 4 millones de personas recibieron el primer cheque de estímulo en "EIP Card"

Los pro y los contra de que un segundo cheque de estímulo llegue como tarjeta de débito
Los beneficiarios pueden activar de manera inmediata su tarjeta de forma segura.
Foto: Anna Shvets / Pexels
Guia de Regalos

Cuando el Departamento del Tesoro anunció en mayo pasado el envío de unos 4 millones de cheques de estímulo en la forma de tarjeta de débito prepagada o “EIP Card”, la intención era que los beneficiarios pudieran disponer del dinero de una forma más rápida y eficaz.

Sin embargo, por no haber orientado a tiempo a los destinatarios de que la ayuda llegaría en plástico, cientos de personas botaron la correspondencia pensando que era material basura.

Posteriormente, el Servicio de Rentas Internas (IRS) anunció que no cobraría por el primer reemplazo solicitado de la tarjeta debido a la confusión.

A pesar de los inconvenientes en el proceso de distribución, en caso de una segunda ronda de cheques de estímulo, los estadounidenses que recibieron el pago mediante esa forma de pago lo recibirían de la misma manera, según anticiparon las autoridades.

Cabe destacar que solo los contribuyentes cuyas declaraciones de impuestos fueron procesadas en los centros del  IRS en Andover, Massachusetts, o Austin, Texas, recibirían el pago como tarjeta de débito o “EIP Card”.

Sin embargo, aún con los imprevistos reportados en el proceso son varios los puntos a favor para los portadores de las “EIP Card”, más allá del dinero en sí.

Los pro

Muy probablemente, el principal es que el pago les llega antes que a la mayoría de los contribuyentes. En el proceso de repartición de los cheques bajo la ley CARES, uno de los grupos a los que se les envío el dinero primero fue a éste.

Los depósitos directos de la ayuda fueron parte de la primera fase de distribución en abril. Ya para mediados de mayo, el IRS había iniciado el envío de “EIP Cards”, de acuerdo con un comunicado del propio Departamento del Tesoro.

Un segundo punto es que quienes prefieren hacer compras por internet, el procedimiento es mucho más expedito al utilizar la tarjeta prepagada.

Con el dinero en plástico, no solo puedes pagar en tiendas directamente, también en establecimientos en línea. La tarjeta llega cargada con los fondos y cada compra se deduce del balance existente.

Otro beneficio de la tarjeta es que el portador puede usarla directamente para el pago de renta de vivienda o de hipotecas.

Para realizar este procedimiento debe tener en cuenta estos datos:

  • El beneficiario puede pagar el alquiler o la hipoteca con la tarjeta, siempre y cuando, el casero o la compañía hipotecaria acepte pagos de Visa Debit Card.
  • En caso de que el propietario acepte ese tipo de pago, necesitará ingresar la información de la tarjeta como lo determine el recipiente para completar la transacción.
  • También puede pagar mediante cheques (Money Network Check), sin imposición de cargos, utilizando los fondos de la tarjeta.

Los contra

Legisladores y entidades no gubernamentales han alertado que un aspecto clave a considerar es que, aunque en la mayoría de las transacciones con la tarjeta no se imponen cargos, hay algunas excepciones como las siguientes:

• Verificar el balance o hacer retiros en cajeros automáticos que no forman parte de la red o en ATMs internacionales.
• Si solicitas un reemplazo porque perdiste la tarjeta o te la robaron. La tarifa adicional después del primer pedido de reemplazo es de $7.50; si el portador quiere recibir la tarjeta de manera expedita o en menos de 10 días, son $17.
• Si realizas más de un retiro de efectivo en el banco con atención personalizada (“over the counter”).
• También debes tener en cuenta que debes utilizar cajeros automáticos que formen parte de la red. Para estar claro sobre las máquinas expendedoras de dinero disponible puedes descargar la aplicación “Money Network” de Apple Store o Google Play para hallar la ATM más cercana. También puede usar la herramienta de localización de EIPCard.com.

Debido a las disposiciones anteriores, las instituciones financieras así como comerciales que se benefician de la utilización de las “EIP Card” no solo obtienen ganancia económica, sino datos personales de los usuarios de las tarjetas a los que no se le da garantías de privacidad en el manejo de la información.

En junio pasado, miembros del Senado federal enviaron una carta al IRS y al Departamento del Tesoro en la que expresan preocupación no solo por las tarjetas desechadas o perdidas, sino por los cargos adicionales por el uso de las mismas, y la cantidad de información personal “sustancial” que se les requiere compartir a los portadores de la EIP Card en medio de estos procesos.

Al momento, la Casa Blanca no ha llegado a un acuerdo con los demócratas en la Cámara de Representantes para la aprobación de una nueva ley de estímulo que incluya pagos directos a individuos y familias, y son mínimas las probabilidades de que eso ocurra antes del 3 de noviembre, día oficial de las elecciones.