Es un escándalo: Los hoteles Omni recibieron $77 millones de dólares en préstamos por coronavirus pero no hicieron ningún pago a los trabajadores

Las reglas del programa permitían que una empresa utilizara los fondos para el pago de los salarios de los empleados

Es un escándalo: Los hoteles Omni recibieron $77 millones de dólares en préstamos por coronavirus pero no hicieron ningún pago a los trabajadores
La Ley CARES destinó $523,000 millones de dólares en préstamos para 5.2 millones de empresas.
Foto: Elijah Nouvelage / Getty Images

Omni Hotels & Resorts, la cadena internacional de hoteles de lujo propiedad del multimillonario Robert B. Rowling, está siendo acusada de hacer un mal uso de millones de dólares en fondos federales de ayuda para coronavirus que debieron ser destinados a mantener a los trabajadores en la nómina.

Unite Here, un sindicato de trabajadores de servicios con más de 300,000 integrantes, dijo que varios hoteles Omni tomaron préstamos del Programa de Protección de Cheques de Pago pero nunca entregaron un pago a cientos de trabajadores.

Según el sindicato Unite Here 32 hoteles Omni recibieron cerca de $76 millones de dólares en préstamos del programa, conocido como PPP. Cerca de $23 millones de dólares fueron para siete hoteles, en ciudades como Chicago, Boston, Washington, D.C. y San Francisco, donde el sindicato representa a más de 1,000 amas de casa, servidores y otros trabajadores de servicios.

En su solicitud a la Administración de Pequeñas Empresas, el Hotel Omni Providence de Rhode Island pidió un préstamo de $2.6 millones de dólares al PPP, prometiendo retener 246 puestos de trabajo.

El sindicato afirma que ninguno de sus afiliados han recibido parte de ese dinero, por su parte, en una declaración escrita un portavoz de la cadena hotelera dijo que los trabajadores no habían sido contratados porque las instalaciones estaban cerradas u operando a una capacidad muy reducida.

“Es repugnante si las empresas quieren usar esto como una forma de obtener un préstamo de bajo interés del gobierno federal”, dijo Carlos Aramayo, vicepresidente ejecutivo de Unite en un comunicado de prensa. “No es justo que una compañía tome dinero que fue destinado a ayudar a su propia fuerza de trabajo y lo use para algún otro propósito”, además agregó diciendo que “no es justo que una compañía tome dinero que fue destinado a ayudar a su propia fuerza de trabajo y lo use para algún otro propósito.”

Relacionado: TB12, la empresa de Tom Brady, recibió un préstamo del gobierno de casi $1 millón de dólares de ayuda por COVID-19.

Las reglas del programa permitían que una empresa utilizara los fondos para el pago de nómina, sin embargo la cadena de hoteles decidió no hacerlo y en su lugar la cadena dijo en una declaración que “cualquier cantidad de los préstamos del PPP que no sean perdonados serán devueltos o pagados con intereses”.

El PPP formó parte de la Ley CARES en donde $523,000 millones de dólares fueron destinados en préstamos para 5.2 millones de empresas. El Programa de Administración de Pequeñas Empresas tenía como objetivo ayudar a las pequeñas empresas a mantener a los trabajadores remunerados como una alternativa al desempleo, el programa ha sido criticado por favorecer a las grandes empresas y recibido acusaciones por fraude por y señalamientos de varias organizaciones, entre ellas el Centro de Integridad Pública.

Te podrá interesar: