Aerolínea venezolana no dejó abordar a paciente con cáncer terminal

Una mujer con cáncer terminal no pudo abordar el avión que la llevaría a un hospital, porque Conviasa vendió pasajes de más y no le garantizó una reprogramación de su vuelo

Una mujer con cáncer terminal no pudo tomar un vuelo que compró con la aerolínea Conviasa porque vendieron boletos de más.
Una mujer con cáncer terminal no pudo tomar un vuelo que compró con la aerolínea Conviasa porque vendieron boletos de más.
Foto: Carolina Cabral / Getty Images

Gran revuelo se creó al interior de la sala de abordaje de la aerolínea venezolana Conviasa con sede en Perú después de que varios pasajeros denunciaron que les impidieron abordar, entre ellos a una mujer con cáncer terminal.

Varios medios locales dieron a conocer que a Conviasa se le salió de las manos el número de pasajes que puso a la venta y varios usuarios se quedaron sin abordar el vuelo que los llevaría de Lima a Maiquetía.

Entre los pasajeros más afectados se encuentra Belkis Armas, una paciente con cáncer terminal que tenía que ingresar a un hospital del estado de Yaracuy para iniciar un tratamiento oncológico.

De acuerdo con el medio La República, los familiares de la paciente informaron que Conviasa cerró el vuelo a pesar de que tenían dos horas haciendo cola para documentar sus pertenencias.

Mi mamá tiene que estar sí o sí hospitalizada por una condición que tiene. Tienen una orden de hospitalización donde autoriza que puede volar”, dijo Jesús Colmenares a los empleados de la aerolínea.



El hijo de la mujer enferma también señaló que llegaron a la hora indicada para poder tomar el vuelo para poder cumplir en tiempo y forma con la cita médica de su madre.

Pese a la negativa de Conviasa de dejarlos abordar, Colmenares exigió que tanto él como su madre pudieran abordar en el siguiente vuelo para poder llegar al hospital donde tenían una cita.

La empresa contratista de Conviasa en el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez de Lima dio a conocer a las 16 personas que no pudieron abordar que “solo podían enviar a los pasajeros a un hotel”, pero no les podían garantizar la reprogramación del vuelo.

Ante el descontento de los usuarios, la aerolínea les pidió comunicarse con el jefe comercial de Conviasa en Venezuela, pero no han tenido respuesta alguna.

Te puede interesar: