Ex trabajador de Tesla rechaza indemnización de $15 millones por discriminación racial: pide más

Un ex trabajador afroamericano de Tesla rechazó pago de $15 millones en demanda por prejuicio racial, por considerar que la cifra no modificará las futuras malas conductas de sus compañeros de trabajo

La fábrica de California de Tesla tiene varias demandas por resolver.
La fábrica de California de Tesla tiene varias demandas por resolver.
Foto: Justin Sullivan / Getty Images

De entre las varias demandas laborales que Tesla debe atender, ayer Reuters dio a conocer que Owen Díaz, un ex operador de ascensores afroamericano que trabajaba en la planta de ensamblaje de Tesla en California, rechazó el martes una indemnización de $15 millones de dólares.

La demanda fue presentada por considerar que sufrió abuso racial por parte de sus compañeros de trabajo. Y con el rechazo abrió la posibilidad a un nuevo juicio después de que un juez recortó un veredicto del jurado de $137 millones de dólares.

Los abogados de Diaz rechazaron el laudo del juez ante un tribunal federal de San Francisco, argumentando que la cifra era injusta y no disuadiría futuras malas conductas de Tesla.

“Al rechazar la reducción excesiva de la corte al pedir un nuevo juicio, el Sr. Díaz vuelve a pedirle a un jurado de sus pares que evalúe lo que Tesla le hizo y que proporcione una compensación justa por el torrente de insultos racistas que se le dirigió“, señalaron los abogados.

La demanda fue presentada en 2017 y el juez federal de distrito William Orrick redujo la indemnización del jurado en abril, que fue una de las mayores asignadas por discriminación, a $15 millones de dólares. También había negado la moción de Tesla para un nuevo juicio, condicionado a que el ex elevadorista aceptara la cifra asentada.

A principios de junio el juez rechazó la solicitud de permiso de Díaz para apelar el fallo y le otorgó dos semanas para aceptar la indemnización o acceder a un nuevo juicio.

Por su parte Tesla asegura que cuenta con lineamientos para prevenir y hacer frente a la mala conducta en el lugar de trabajo. Sin embargo, la compañía de Elon Musk acumula varias demandas por parte de ex trabajadores que acusan a la empresa de permitir el acoso sexual, el racismo y por fomentar una cultura laboral tóxica.

Díaz acusa que sus compañeros y un jefe lo sometieron a un ambiente hostil de trabajo que incluyó insultos, humillaciones, caricaturas y esvásticas en los nueve meses que trabajó para Tesla entre 2015 y 2016.

En octubre un jurado había otorgado a Díaz $6.9 millones de dólares por daños compensatorios y $130 millones por daños punitivos, pero para el juez Orrick las cifras eran excesivas.

Los abogados que representan a Díaz comentaron que la decisión de Orrick está permeada por un sesgo sistémico que los jueces federales tienen contra los jurados, lo que viola los derechos constitucionales de los demandantes en un juicio por jurado.

También te puede interesar:
Exempleados de Tesla demandan a la empresa por despido masivo
Ex empleado de Tesla demanda a empresa por racismo y acusa falta de seguridad ante tratar de “cumplir promesas precipitadas”
Mujer lesbiana afroamericana demanda a Tesla por acoso laboral y no actuar ante agresión de compañera