Este es el secreto por el que la Coca-Cola que se sirve en McDonald’s sabe mejor que las demás

McDonald's posee cerca de 37,000 establecimientos en todo el mundo y cientos de personas dicen que la Coca-Cola prácticamente tiene el mismo sabor en todos. Esto se debe a 5 puntos que aquí te contamos

Eso sí, nunca debes pedirla sin hielos.
Eso sí, nunca debes pedirla sin hielos.
Foto: Shutterstock

No cabe duda que una de las cosas que más disfrutamos, sobre todo cuando es necesario refrescarnos, es tomarnos una Coca-Cola bien fría, ya que a temperatura ambiente no te sabe igual, pues esta popular soda se disfruta más acompañada de unos cubos de hielo.

También es cierto que el sabor de la Coca-Cola cambia de una presentación a otra. No sabe igual cuando la bebes de una lata, de una botella de vidrio o de una máquina expendedora de refrescos. Incluso, de esta última, también puedes notar que el sabor dependerá del sitio en donde la compres.

Son muchas personas las que afirman que la Coca-Cola más rica es aquella que se compra en un McDonald’s, indicando que es aquí en donde encuentran el sabor más fresco y original de esta bebida si se compara con otros locales de comida rápida.

¿Por qué la Coca-Cola de McDonald’s tiene un sabor especial?

Según publica el sitio Southern Living, no es que McDonald’s venda una Coca-Cola distinta a las demás cadenas de fast food. La diferencia del sabor sería, básicamente, causada por estos 5 puntos:

1) La forma de almacenarla

Fue en 1961 cuando Ray Kroc se adueñó por completo de McDonald’s y fue él quien desde ese momento, creó el binomio perfecto con la famosa industria refresquera. Esto provocó que Coca-Cola le ayudara a idear sus propias técnicas de almacenamiento para conservar un sabor original, cosa que los demás negocios no tienen.

La mayoría de negocios de comida con máquinas expendedoras de sodas reciben el jarabe de Coca-Cola en bolsas de plástico, mientras que a McDonald’s se le entrega en tanques de acero inoxidable, lo que ayuda a conservar el sabor, además de protegerlo de las temperaturas, la luz, el aire y todo lo demás que pueda degradar su sabor rápidamente.

2) Sistema de filtración del agua

McDonald’s posee cerca de 37,000 establecimientos en todo el mundo y es muy probable que la Coca-Cola te sepa prácticamente igual en todos. Eso también se debe a que sus máquinas filtran el agua constantemente para así mantener un sabor y calidad constantes.

3) Mezcla del jarabe

Lo que hace McDonald’s es enfriar previamente su jarabe en una zona especial, lejos de la temperatura ambiente o del calor de la cocina. De igual modo, mezcla la porción indicada de jarabe y agua, tomando en cuenta el derretimiento de los hielos para que la Coca-Cola no termine siendo muy aguada. Esta sería la razón por la cual nunca debes pedirla sin hielo.

4) Temperaturas frías

Además de los 2 pasos anteriores, McDonald’s también mantiene el agua de las sodas muy frías. Los tubos aislados transportan agua que está almacenada justo por encima del punto de congelación desde el refrigerador en la parte trasera del restaurante hasta el dispensador de bebidas de la fuente que está en el frente.

La temperatura del agua también está optimizada para los niveles máximos de dióxido de carbono (CO2). De hecho, el CO2 no se escapa tan fácilmente de los líquidos realmente fríos, por lo que esta temperatura está diseñada para ser más refrescante y para mantener el refresco burbujeante por más tiempo.

5) El popote

Ya en muchos sitios se han dejado de usar popotes; sin embargo, en algunos locales de McDonald’s aún se conservan y notarás que los que ahí te dan son mucho más anchos que los habituales. La razón, según se describe en el sitio web de la famosa cadena de hamburguesas, se debe a que intentan que el sabor de la Coca-Cola llegue a todas las papilas gustativas.

Te puede interesar:

* Un hombre en China muere después de beber una botella de 1.5 litros de coca-cola en 10 minutos
* Coca Cola estrena logotipo, ahora es curvado y con movimiento
* Azúcar: 3 poderosas razones para no comprar más Coca-Cola