Suaviza e hidrata la piel con estas mascarillas de avena caseras

La avena hidrata, suaviza cualquier tipo de piel.

Suaviza e hidrata la piel con estas mascarillas de avena caseras
Foto: Shutterstock

La avena es un alimento perfecto para poder mejorar la digestión, pero en la piel también tiene excelentes beneficios. Los beneficios de la avena en la piel es que puede reducir inflamación, hidratar, suavizar e incluso exfoliar. Es un ingrediente que se puede combinar con varios ingredientes naturales que puede ser usado incluso por pieles con rosácea, con tendencia acné, seca o muy deshidratadas. 

1. Mascarilla de pepino con avena para refrescar y calmar irritaciones e inflamaciones

Si tienes una piel irritada, opaca o necesitas darle un boost de hidratación esta mascarilla le dará esos nutrientes que necesitas. La avena le dará nutrientes para hidratarla es un antiinflamatorio natural, el pepino refresca, elimina inflamaciones y el yogurt actúa como un exfoliante muy suave, pues contiene ácido láctico. Ideal para pieles secas, grasas o mixtas.

Para esta mascarilla necesitas:

2 cucharadas de yogur natural

2 cucharadas de pepino (batir muy bien el pepino para que quede como un puré)

2 cucharadas de avena

1 cucharadita de sal

Combina todos los ingredientes hasta que estén bien incorporados, para después aplicar y dejar actuar por unos 15 minutos y luego enjuagar. Úsala una o dos veces por semana, después de lavar tu rostro y antes de aplicar tu suero.

2. Mascarilla de avena con bicarbonato de sodio para controlar los brotes de acné

La avena es un ingrediente para poder exfoliar e incluso para prevenir pequeños brotes del acné, asimismo da hidratación para controlar la secreción de sebo. El bicarbonato ayuda a exfoliar, es un antiséptico e inflamatorio, recuerda usarlo en pequeñas cantidades.

Para esta mascarilla necesitas:

2 cucharadas de avena molida

1 cucharadita de bicarbonato de sodio

Agua

Necesitas hacer una pasta, por lo que ve agregado poquita agua, para que no quede muy diluida. Aplica esta pasta sin frotar y déjala por uno minutos después enjuaga. Es apto para pieles mixtas o grasas, pues no elimina los aceites esenciales, pero sí controla la secreción de sebo en exceso. 

3. Mascarilla de avena con aceite de almendras que hidrata, tonifica y es antiedad

El aceite de almendras ayuda a hidratar la piel seca y gracias a sus ácidos grasos retiene humedad para que prevenga el envejecimiento prematuro. Asimismo el huevo puede controla el sebo y ayuda a tonificar. Es ideal para pieles secas, estresadas y maduras. 

Para esta mascarilla necesitas:

1 huevo

½ taza de avena ya cocida

1 cucharada de aceite de almendras 

Revuelve muy bien todos los ingredientes y coloca en todo tu rostro, reposa por unos 10 minutos y enjuaga. El aceite de almendras no es comedogénico sí se usa con moderación. Evita frotar muy fuerte, esto podría enrojecer y lastimar la piel. 

También te puede interesar: 4 productos para cuidar las uñas y cutículas después de quitarte las postizas o gel